La fase I de este proyecto, financiada en la convocatoria del año pasado, se centró en la mejora del sistema de captación de agua, su distribución y la integración de la población en los comités de agua potable y saneamiento en Altagracia (isla de Ometepe). Esta segunda fase, se enfoca más en el uso racional del agua, la construcción de letrinas ecológicas, el fomento de huertos y la integración de los jóvenes en el tejido social y económico de la isla. Las familias beneficiarias son mayoritariamente campesinas y su medio de vida está basado en la agricultura de subsistencia, con la producción de plátano, granos básicos, frutas del bosque y pesca artesanal.
Este proyecto se ejecuta en alianza con la alcaldía de Altagracia, los CAPS y las instituciones locales.