La propuesta busca alinearse con los ODS (objetivo 7) y con el reto que se ha puesto Nicaragua entre 2016 y 2030 para transformar y diversificar la matriz energética. La propuesta quiere mejorar las condiciones de vida de 50 familias y dos escuelas de educación primaria a partir del acceso a una energía asequible, segura y sostenible como elemento estratégico en la lucha contra la pobreza. El proyecto se impulsará en el marco de un proceso de dinamización y fortalecimiento de la gestión municipal en el desarrollo del territorio, partiendo de las capacidades de sus habitantes.
Además, desde un enfoque de gestión ambiental, se impulsarán prácticas de cultivos y transformación de productos agroecológicos, sostenibles y amigables con el medio ambiente como forma de mostrar resiliencia frente al cambio climático.
Por lo tanto, la intervención comprende dos elementos básicos:
– la compra e instalación de los sistemas de energía solar.
– fortalecer las capacidades de la población mediante la capacitación de las familias en gestión ambiental, energías renovables y autosostenibilidad alimentaria.

OBJETIVO ESPECÍFICO

Mejorada la capacidad para autogestionarse y organizarse de las familias en situación de pobreza severa, frente al cambio climático.

ACTIVIDADES

• Seleccionar y organizar las familias protagonistas.
• Adquisición de los paneles solares.
• Realizar la instalación de los sistemas de energía solar domiciliares.
• Formación en gestión adecuada de los sistemas de energía solar.
• Formación en buenas prácticas agrícolas.
• Coordinar y supervisar el proyecto (transversal a todo el proyecto).